9.8 C
Monterrey
spot_img
InicioOpiniónDesde El FaroDESDE EL FARO: ¿Qué pasó con El Bronco?

DESDE EL FARO: ¿Qué pasó con El Bronco?

- Publicidad -

Desde lo alto del Faro se me ve muy frío el panorama para la zona de García, Nuevo León, cuna del ex Gobernador Jaime Heliodoro Rodríguez, mejor conocido como El Bronco.

De pronto se congelaron las ganas de perseguirlo, de acabar con sus fechorías y las de sus grupos en gobierno, ejemplo Agua y Drenaje, como si el tiempo hubiera purificado sus penas que eran contabilizadas desde el nuevo ¿nuevo? Gobierno de Nuevo León.

Nada se supo de El Bronco, quien se volvió un pony mansito luego de sus lamentables achaques y pasó por hospitales, que lograron sacarlo de la cárcel gracias a la astucia de su equipo de abogados.

Queda claro que en Nuevo León la ley tiene caducidad, de unos meses y es mejor el ‘show’ y luego mejor darle carpetazo para buscar otros reflectores.

La ley no es pareja para todos, tristemente. Parece que, si eres político, las persecuciones se ‘calman’ con el tiempo (o con arreglos), al grado que te permitan seguir el caso en tu casa, y te den permiso hasta para salir al rancho ‘a trabajar’.

La última vez que se le vio en la calle, lamentablemente, fue en el sepelio de su yerno, quien falleció al ser arrastrado por la corriente de agua en una de las fuertes lluvias que tanto clamó Samuel García.

Así las cosas y parece que la apuesta a naranja es apostar al olvido y dejar el expediente que se enfríe en el Palacio de Gobierno.

El Adiós de la Tía Tatis.

Después de haber sido pieza clave en el triunfo de la 4T en México, la ‘regia’ (de cariño) Tatiana Clouthier se va ‘ponchada’ y por la puerta de atrás del Gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Su renuncia es un triste drama de lo que vivimos en este País y eso nos afecta todo los de a pie. La imagen del rechazo de AMLO de un tierno abrazo de Tatis es el reflejo de un presidente desalmado que se siente un Dios y aplicar el: ‘o estás conmigo o estás contra mí’.

Tatiana deja el área de Economía en medio de amarres y des amarres en el TMEC y la decisión de la militarización del país.

Hay quienes dicen que salió el gen Clouthier, ese de rebeldía que al final del día ya no pudo soportar más una serie de diferencias.

Las imágenes de la Tía Tatis caminando sola afuera del Palacio y sola y su alma en el aeropuerto es el mejor ejemplo lo que te sucede si no estás con AMLO.

El tabasqueño se queda solo en su barco, a dos años del 2024, aunque el barco se hunda y mejor se envía la señal de la orquesta siga tocando y más fuerte, como en el Titanic, lo malo es que nosotros los mexicanos y nos vamos a ahogar.

Sigue la Guacamaya dando

La bomba de los Guacamaya sigue explotando, pero parece que hay tanto material guardado que va a durar 24 meses repleto de humo, ah caray, o sea, hasta el 2024 seguirán lanzando petardos, justo antes de la elección.

Carlos Loret de Mola y Latinus siguen ‘administrando’ las bombas que le siguen estallando al Presidente en las manos, aunque AMLO minimice lo que ahí se detalla, aunque sean temas de interés nacional.

Esta semana la pólvora se dirigió hacia el ejército pues detalló como los militares tienen información de los grupos delictivos, como ‘Los Viagras’, pero no hacen nada, para evitar balazos y mantener la regla de los ‘abrazos’.

El comandante supremo les mando línea, a pesar de que el ejército tiene información y sabe cómo actuar, eso dejan claro los correos obtenidos por los hackers de Guacamaya.

Estamos ‘pa’l perro’, si los que pueden cuidarnos mejor se hacen de la vista gorda. Estamos sin protección con tal de seguir con una estrategia fallida, con tal de mantener el pañuelito blanco ondeando, bueno, aunque solo suceda eso en el Palacio del Rey.

- Publicidad -spot_img

Síguenos en nuestras redes:

10,162FansMe gusta
17,415SeguidoresSeguir
1,039SeguidoresSeguir

No te Pierdas:

- Publicidad -spot_img

Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí